Archivo de la categoría: Artículos

El flipado que se cree alfa

Como sabemos en el mundo del sargeo hay gente que es experta y hay gente que está empezando. Hay gente sin embargo, que está en medio. Como sabes a los que ya llevan mucho tiempo sargeando y tienen mucha experiencia les llamamos PUA’s, Aven, o machos alfa. En cambio a los que empiezan a sargear normalmente se les llama estudiantes, aprendices, principiantes, o incluso cuando son muy pardillos se les llamaría directamente a AFC’s o fruscos. En mis años de Sargeo he visto muchos tipos de personas que se dedican a esto. Y como puedes comprender en el cómo se comportan se ve su personalidad y su visión del juego. Esto es normal, pasa como en cualquier campo de la vida, según como la persona afronta esa situación y según como se expresa en torno a ella te das cuenta de cómo es y cómo ve esa misma situación. En el caso de los que están empezando muchas veces me dado cuenta de que algunos son unos flipados directamente.

Podemos distinguir dos grupos de flipados, los “normales” y los frikis. El mundo del sargeo se presta a que se involucre mucha gente rara, extraña y con problemas psicológicos. Si te fijas es normal que le interese a mucha gente que no tiene amigos, y mucho menos novia. El problema es que mucha gente que es friki, que son marginados sociales, que tienen problemas psicológicos y de comunicación se meten en esto pensando que van a conseguir muchos resultados. Y son tan frikis y tan raros que no son conscientes de que son unos principiantes y unos panolis. Se meten a sargear y esperan tener resultados en seguida y con muy poco esfuerzo. Lo peor de todo es que dan una vuelta de tuerca, que van más allá, no analizan su propia situación. No se paran a pensar en qué fase están, ni en qué tipo de lenguaje corporal y verbal tienen. No se dan cuenta de que tienen un lenguaje corporal pésimo. Ni se dan cuenta de que están empezando y que son muy raros, que las mujeres los miran con cara alucinada. Este sería el primer caso de lo que yo llamo los frikis.

Después tenemos el caso de gente “normal”, que no tiene problemas psicológicos, o que no son raros o marginados sociales. Tienen sus amigos, su trabajo normal y salen de copas con ellos o con colegas del trabajo, y tienen una relación normal con su familia. Y quizás puede que sea por esta misma “normalidad” que también caen en el error de no analizarse y de no investigar cuál es su estado psicológico, si son personas fuertes o débiles mentalmente, ni qué habilidades sociales tienen. Parece como que el hecho de saber que llevan una vida normal les impida ver sus errores. Parece que simplemente por llevar una vida normal no tienen ningún defecto. En ese caso caen también en el error de no analizarse a sí mismos, no saben en qué fase del aprendizaje están, no saben qué tipo de lenguaje corporal tienen, ni qué reacción tienen las mujeres ante ellos. Creo que lo hacen porque son unos ególatras. Es decir, caen en el error narcisista de creerse que todo está bien y que simplemente tienen que practicar y que con salir y decirle cuatro cosas a las chicas van a conseguir algo. Como sabes el narcisista es aquel que directamente se ve a sí mismo como una persona perfecta. Guapa, alta, lista, inteligente, buena persona. Y se piensa que no tiene ningún tipo de defecto que corregir. Es un error bestial.

Puedes intuir en qué se traduce toda esa situación. Tanto para los frikis como para los narcisistas se traduce en que no van a progresar. Simplemente. Es evidente que si te crees que no tienes la rueda del coche pinchada no vas a parar en la cuneta para cambiarla. El problema es que vas a hacer cientos de kilómetros con la llanta desnuda. Conozco el caso concreto de un tío que sargeaba conmigo, era un chico normal que tenía su trabajo, se había sacado una carrera, era inteligente, etc. El problema es que él lo sabía. Tenía una buena relación con su familia y además había tenido o dos o tres novias. Es lo que podríamos llamar un tío con una vida normal, amigos, familia, trabajo, etc. Yo creo que esto le permitía pensar que era cojonudo, que simplemente por salir y decirle cuatro cosas a las mujeres iba a tener éxito. Incluso caía en el error tan grande de despreciar el mundo de la comunidad y el mundo del sargeo. Era un amigo personal mío y yo le expliqué cómo era este mundillo. Al tío le interesó pero siempre lo veía como una cosa de frikis. Pensó que simplemente iba salir conmigo para que le diese cuatro consejos y él con su gran personalidad y cuatro frases iba a triunfar. Su perfil psicológico era un poco narcisista, y al ver que tenía carrera, que le han dicho que es inteligente y que ha leído muchos libros, inconscientemente cae en el error de creer que no tiene la necesidad de autoanalizarse. Se cree que todo está bien. Me atrevería a decir que tiene incluso miedo a descubrir defectos en sí mismo.

Hay gente que tiene este problema, tienen miedo a hacer autocrítica y afrontar sus sentimientos. Es lo que se llama trastorno de ansiedad por evitación. Son personas que no quieren entrar a analizar sus sentimientos, no quieren analizar sus problemas porque inconscientemente piensan que si no los analizan se solucionarán solos. Sufren mucho al verse a sí mismos con dificultades. Si te das cuenta el narcisista tiene ese punto en común con las personas que tienen el trastorno de ansiedad por evitación. Los narcisistas basan su personalidad en ser muy guapos, mejores que los demás, más altos, más inteligentes, si ven que tienen algún problema o algún defecto sufren. De ahí su falta total de autocrítica. No digo que tengan ese trastorno pero sí ese punto en común con él.

La realidad es que cuando salía las mujeres pasaban de él. En sus interacciones con ellas ponía cara de pardillo y se veía su ansiedad por ser aceptado. Parecía un militante del PP (un pepero decimos en España) por cómo se vestía, iba con unas gafas de pardillo alucinantes y cuando hablaba con las mujeres tenía un lenguaje corporal pésimo. Se le veía muy débil y tendía a inclinarse hacia la chica esperando que le aceptase. Tenía muchos defectos, a lo mejor él interiormente se veía como una persona segura de sí misma y cojonuda, pero la realidad era que externamente cuando estaba con mujeres su aspecto era totalmente de frusco y de inseguro. El problema es que él no se veía como una AFC, primero porque había despreciado el mundo de la comunidad y no lo había entendido muy bien. Para él el concepto de AFC es el friki, y no es así. Como ya he dicho en otro artículo, los frikis son AFC’s pero no todos los AFC’s son frikis. Hay personas normales que son unos chodes y AFC’s o fruscos, lo que se puede traducir por panoli. Como digo si tienes esta visión de ti mismo es muy difícil que corrijas tus errores.

Incluso hubo un caso extremo en que el tío se había hecho una foto con unas brasileñas que lo trataron de pardillo. Era un tío con cosas ambivalentes, porque por una parte su lenguaje corporal era pésimo pero por otra sabía hacer Kino muy rápido porque no reprimía sus instintos sexuales. Así que se dio la circunstancia de que estas brasileñas no sabían si pasar de él. Lo veían como un primo pero les gustaba que fuera lanzado en el Kino. Así que le daban una de cal y otra de arena. Las mujeres lo hacen mucho, es una forma de ponerte a prueba. Cierran una puerta pero te abren otra para ver si realmente eres un tío alfa o un gilipollas. El tío se hizo una foto con la brasileña y en la foto parecía un militante del PP, pero peor que el pequeño Nicolás (un pepero famoso últimamente) y con una cara de inocente alucinante. Él me enseñó la foto y me decía: -¡yo no soy un chode, que aquí salgo bien! Y yo pensaba: -¿pero qué estás mirando?

Al final perdió a la tía, el problema es que al creerse que las mujeres le tienen que hacer caso porque es él se agobia mucho más y se enfada incluso. El problema es que cuando yo le quería explicar las circunstancias por las que él había fallado no le podías decir que era un panoli. No le podía decir que en realidad tenía cara de pequeño Nicolás. E incluso desarrollaba un problema cognitivo porque aunque tú le dijeras lo que había sucedido le entraba por una oreja y le salía por la otra porque pensaba que el mundo de la seducción es de frikis y que los pocos consejos que podías dar no eran muy relevantes.

Con el tema del otro grupo que mencionaba antes de los frikis pasa lo mismo, no analizan su situación porque simplemente los frikis tienen unos problemas cognitivos alucinantes. Problema cognitivo quiere decir que no sabes interpretar la realidad que estás viendo. No la procesas. Así que interpretas las cosas totalmente al revés. Es lo que pasó con un friki que conocí, me dijo que iba a abrir un set de dos mujeres. Entró, habló un poco con ellas y me metió a entretener a la amiga. Nada más entrar yo y saludarla me dice que ya está, que nos vayamos. Y él en su mente pensaba que había tenido una interacción sólida. Está claro que nunca vas a progresar si piensas que eso está bien y no te dejas aconsejar por otro.

Con él pasó algo curioso, con muchos rodeos y mucho tacto le di a entender que era un frusco, y que tenía que esforzarse mucho para cambiar. Se quedó mirando al vacío con cara de sorpresa y dijo: -¡Es verdad soy un AFC! Y me miró con la cara iluminada por haber tenido una epifanía. Si después de varios años que llevaba metido en la Comunidad no se había enterado de eso mal iba. Lo que quiero dejar claro es que es importante hacerse autocrítica y ser sincero con uno mismo. Si te dedicas a salir y gastar tiempo y dinero en interacciones inútiles, no vas a mejorar nunca si no te das cuenta de ello. No vas a saber donde está el problema. Así que antes de nada haz una exploración sincera de tu situación y tu forma de ser y a partir de ahí toma medidas. Si te esfuerzas y sales mucho puedes conseguir triunfar y dejar atrás al AFC que llevas dentro.

Pick up 101, una escuela de seducción

Pick up 101 está dirigido por Lance Mason, un PUA estadounidense centrado en la enseñanza de lenguaje corporal y seguridad en uno mismo. Ofrecen consejos sobre como ligar, habilidades de seducción, y hacen formación en el campo, sobre todo en la calle. También dan consejos sobre cómo vestir y tener estilo para resultar más atractivo a las mujeres. Aconsejan sobre cómo seducir para tener relaciones esporádicas o para tener novia.

El lenguaje corporal es uno de los aspectos más importantes de las enseñanzas de Pick up 101, y una especialidad de Lance Mason en particular. La mayoría de las personas no se dan cuenta de que el 95% de la comunicación es no verbal, y eso significa que cuando conozcas mujeres, estarán leyendo mucho sobre cómo te mueves y sobre los movimientos de tu cuerpo. PUA’s como Lance Mason se centran en la seguridad en uno mismo, clave par mostrar tu identidad. Si alguna vez te has visto inclinándote hacia la chica o sujetando una cerveza en la barra de la discoteca, apoyándola en tu vientre, necesitas mejorar tu lenguaje corporal.

Lo bueno de esta escuela es que dan explicaciones escenificadas con modelos que usan para ejemplificar lo que explican. Lo malo es que hay pocos videos donde demuestren lo que enseñan. Puedes encontrar algunos en Internet, pero en general no son muy atractivos. De todas formas hay dos de ellos que son muy buenos, sobre todo el de Rob Kramer, que ya he mencionado en otro artículo. Este video está muy bien porque muestra un abordaje con un abridor directo. Se dirige a una chica muy guapa en un centro comercial y directamente le dice que le ha gustado. Usa una frase muy graciosa que la hace reír en seguida. Lo interesante de esto a parte del abridor es la tranquilidad con la que habla con ella y el lenguaje corporal relajado, sin moverse mucho.

El otro video es menos espectacular, es un directo de otro instructor llamado Daniel Johnson, abre a una chica asiática en un semáforo y consigue el teléfono. Por lo demás hay poca cosa, el canal que tienen en Youtube tiene pocos videos y son de hace tiempo. No sé si tienen intención de subir más videos, pero por lo visto parece que no. Tienen varios productos como el “Charismatic Conversations” y el “Physical Confidence” de lenguaje corporal este último. La verdad es que en España no han tenido mucho predicamento, sobre todo después de la llegada de Mario Luna allá por el 2006. Hay que tener en cuenta que en España poca gente habla inglés y por eso la gente se ha centrado mucho en él, aunque últimamente está Álvaro Reyes, que tiene muchos videos de sargeo en la calle.

De todas formas en el propio Estados Unidos hay otras escuelas que merecen más atención que Pick up 101. Sobre todo Real Social Dynamics y Simple Pick up. Estos últimos son bastante nuevos en el mundillo y la gracia es que usan mucho humor en las interacciones con las mujeres, y les encanta sobre todo pasarlo bien al margen del resultado. Es una buena manera de ver un ejemplo de gente que realmente se quiere divertir sin obsesionarse con ligar. Los de RSD hace tiempo que están, y han innovado bastante desde que empezaron. Sus inicios van al año 2003, cuando Tyler empezó a aprender de Mystery y de Neil Strauss, alias Style. Puedes ver muchos videos ligando en la calle y en discoteca, los más interesantes los de Julien, Tyler y Max.

Como ves Pick up 101 fue una escuela que era famosa en los primeros tiempos de la Comunidad de Seducción, pero hoy en día al margen de su propia web encontrarás pocas referencias a ellos, ya que no destacan mucho por sacar material nuevo y de calidad.

¿Qué es un frusco?

Frusco es un término muy usado en Internet para hablar de una determinada manera de ser en cuanto a las mujeres. Es usado por muchos hombres de habla hispana que pertenecen a lo que se da en llamar la Comunidad de Seducción. Un grupo de hombres que se reúnen tanto en persona como online para hablar de técnicas y estrategias de seducción.

Fue acuñado por Mario Luna, un experto en seducción, y designa a un tío que liga nada o poco. No solo se trata de ligar poco o nada, la palabra designa una forma de ser, un perfil psicológico y de estilo del sujeto en cuestión. Mario es español, y empezó hace años a divulgar los conocimientos sobre este mundo en un libro llamado SexCode. En él se recopilan varias técnicas y se nos da una introducción a la mentalidad del seductor de éxito. Todas estas estrategias fueron creadas en los Estados Unidos por expertos en ligue que triunfaron con las chicas viniendo de la nada. La mayoría de ellos eran hombres frustrados con su relación con las mujeres que decidieron hacer lo posible para cambiarla. Uno de los primeros fue Ross Jeffries, por ejemplo.

Frusco es la palabra que usa Mario Luna para designar lo que en Estados Unidos llaman AFC, que es un acrónimo de “Average Frustrated Chump”, lo que se vendría a traducir como el típico pardillo frustrado. Viene a designar al que no liga. Pero además habla de su estado mental. Es el que no liga y está acomplejado por ello, sobre todo porque se encuentra frustrado con su situación, quiere mejorarla y no sabe cómo. Puede incluso llegar a hacer algunos esfuerzos por ligar, pero normalmente fracasa siempre, y tiene sexo cada año bisiesto, es decir casi nunca o nunca. Las causas de ser un frusco pueden ser varias, pero no tiene por qué haber una general que se aplique a todos ellos. Lo que sí tienen en común es que su manera de ser y expresarse es un repelente de vaginas.

El frusco no liga porque se comporta y piensa de una manera que no atrae en nada a las chicas. No se trata de ser feo, se trata de que es un chico aburrido, sin carisma, y sobre todo, tímido. La timidez y sus formas son la madre del problema. Así que me refiero a un concepto amplio de timidez. Me refiero al tímido, sí, pero también a aquél que aun pudiendo hablar con gente sin dificultades, tiene una conversación sin los componentes que generan atracción en ella. Como ves el concepto es muy amplio. Para que tengas una mejor idea de lo que es puedes leer el SexCode o mejor aún, puedes leer “El Método” de Neil Strauss. Encuentro que este libro es más explicativo que el otro porque te mete en situación e ilustra el concepto con su propia experiencia.

Pues bien, los componentes que no generan atracción son los del frusco y ¿Cuáles son esos? A parte de timidez pura y dura, retraimiento, poca habilidad social, poca valentía, dificultad para abordar chicas, falta de carisma, de mano izquierda con ellas, de sentido del humor y un largo etcétera. Por poca habilidad social entiendo a los chicos que no son extrovertidos con los desconocidos, que no tienen la facilidad de abrirse a los demás desde el primer momento y mostrar su cara más amable y encantadora. No me refiero al friki que no tiene amigos, que aunque también se puede incluir en el concepto de frusco, no lo monopoliza. Quiero decir que frusco no solo es el friki que no tiene amigos, o que aunque teniéndolos es como el tendero de cómics de los Simpson. O sea, el que juega a videojuegos, lee cómics y juega a juegos de rol, disfrazándose de Darth Vader en la feria del cómic de su ciudad.

Un friki o “geek” de las computadoras no es el único frusco. También lo son los hombres que, aún siendo “normales” o llevando una vida socialmente aceptable, no tienen una personalidad atractiva con las mujeres y no actúan de la manera más eficiente para atraerlas. En realidad, al menos en España, la mayoría de tíos no sabe cómo atraer mujeres, los que son vistos con una distinta cada día son poquísimos. Entre el otro 90 % de hombres hay varios grados. Están los que no son ligones pero pueden conseguir novia sin demasiados problemas, tarden más o menos tiempo, los que no ligan, los que no ligan y tienen problemas de algún tipo, y los frikis tipo dependiente de la tienda de cómics de los Simpson. Pues bien, los fruscos habitan entre los que no ligan, los de los tres últimos grupos que acabo de mencionar. No es necesario que ese tipo de hombres estén superfrustrados para considerarse fruscos, aunque en un origen el concepto nació así. Ross Jeffries, el creador del concepto de AFC, llamaba así a los que asistían a sus seminarios, y claro está la mayoría de ellos estaban muy frustrados. Pero ahora se entiende que frusco o AFC es simplemente aquél que es nefasto con las mujeres aunque no se agobie de una manera severa por ello.

Es así como muchos hombres entran en ese concepto. Pasando a ser fruscos los que son sosos, con una personalidad débil, sin gracia para relacionarse, miedosos con las chicas, desubicados en los comentarios que hacen con ellas, etc. Es mucho más fácil que entiendas el concepto si te pongo casos concretos de frusquedad. Por ejemplo un personaje de la serie “La que se avecina” que se emite en España. Se trata de Leo, un tipo muy pardillo que vive solo en el vecindario. Si conoces la serie entenderás de lo que estoy hablando, si no la conoces puedes buscarla en Google y ver algún capítulo para enterarte. Evidentemente el personaje está exagerado porque es una serie de humor, pero seguro que todos hemos conocido a un tipo así en algún momento. Sería lo que en el Río de la Plata llaman un salame.

Frusco es el tipo gris, sin magnetismo con las mujeres ¿Qué compone el magnetismo con las chicas? Ser seguro de uno mismo, que no busca la aprobación de los demás, que sabe qué gusta a las mujeres y sabe dárselo sin quedar como un pretencioso o un engreído. Extrovertido y con facilidad para hablar con desconocidos en cualquier situación, valiente, que está al cargo de los problemas y los soluciona, que puede liderar a otras personas hacia su solución, etc. Como ves no todos los hombres entran en esa descripción, es por eso que digo que el AFC no solo se extiende a los frikis o a los que tienen problemas de marginación social. Se extiende a tipos “normales” vuelvo a repetir, pero que a la hora de atraer a una tía no son valientes, no le demuestran que son capaces de hablar con ella sin importarles lo que ella piense de ellos, por ejemplo. En la mayoría de casos los tíos quieren quedar bien con ella a toda costa, y se preocupan por gustarle, entrando en lo que ellos creen que a la chica le va a atraer. De ahí que muchos la caguen tratando de impresionarlas o complacerlas con regalos, o de adularlas diciendo lo guapas que son.

Todo eso es una manera de demostrar que te preocupa lo que ella piense de ti. Y eso si lo piensas es contrario a ser un hombre valiente que no se preocupa por lo que dirán de él y sabe solucionar los problemas por si mismo. Todo esto son las características del seductor, y Mystery las agrupó en lo que el llama valor, o DHV en su sigla en inglés, que es acrónimo de “Demonstrastion of higher value” o demostración de alto valor (esto lo encontrarás más explicado en el SexCode) El valor es el valor de supervivencia y replicación, o sea tener hijos y saber sobrevivir. Al margen de que pienses que el nombre es acertado o no, lo que importa ahora es que entiendas que esas características de ligón se agrupan en el concepto de DHV, y con el tiempo lo que no entra en eso se a metido en el concepto de Frusco o AFC. Así que por frusco puedes entender al que no tiene huevos a abordar a una chica en una discoteca y no sabe qué decirle, si además de eso es débil de mente, no cree en si mismo y se viene abajo ante cualquier dificultad.

Quiero que veas que se trata de alguien que puede llevar una vida perfectamente normal, tener su trabajo, su familia y amigos, y salir de fiesta los sábados por la noche, pero ser un frusco igualmente si no sabe qué tiene que hacer para gustar a las chicas y además es inseguro y se desanima en seguida si no la consigue, o si tiene cualquier dificultad para ello. Se trata en suma de un carácter débil, que no ha sido entrenado para relacionarse con desconocidas y generar atracción, e ignora lo que puede hacer para generarla, actuando además como todos los demás hombres actúan normalmente en esa situación. El Frusco es el que hace lo mismo que los demás al hablar con mujeres, por eso no liga. El desconocimiento de lo que gusta a las chicas es casi nulo en el común de los hombres, y los palos de ciego que dan son similares en la mayoría de ellos. Todos los AFC’s fracasan en lo mismo, para entendernos. Como ves es un concepto amplio que abarca a los poco hábiles con las mujeres, y que por ello es difícil de definir sin recurrir a casos concretos de ejemplo. Pero si ves características en ti que entran en el saco de frusco puedes buscar más información para salir del hoyo. Busca más en la web o en esta misma página de seducción.

Ligar y el azar

El azar es un elemento muy importante a la hora de sargear. Siempre estamos hablando de técnicas de seducción, de maneras de atraer a la mujer, de cómo tiene que ser tu lenguaje corporal, de cómo tienes que vestirte, etc. Todo esto es importante sin duda alguna. Sin embargo tenemos que tener una mente abierta y flexible a la hora de cerrar la interacción que estamos teniendo. Evidentemente lo que suceda no sólo depende de la calidad de nuestro juego. También depende de elementos que nosotros no controlamos, sobre todo la voluntad de la persona que tenemos delante.

Como es evidente la chica tiene sus gustos, y no siempre todas las mujeres tienen la misma visión que se nos ha explicado en los libros de seducción, en los foros de Internet, ni en los libros sobre lenguaje corporal. Evidentemente la chica es una persona, sabemos que cada persona es un mundo, y en ese sentido le puedes gustar, le puede gustar lo que hagas y como seas al margen de teorías de valor, de atracción, de teorías de macho alfa y cosas por el estilo. Puede ser que a ella le guste tu físico, puede ser que piense que estas buenísimo, y que quiere salir contigo y no tenga en cuenta ningún otro aspecto de lo que tú hagas o digas. Piénsalo, puede ser que estés hablando con ella, te estés matando a hablar durante dos o tres horas, cuando en realidad ya la tenías en el bote desde los primeros quince minutos en que empezaste a hablar con ella.

Si te obsesionas con las teorías de sargeo y no tienes en cuenta lo que tienes delante, te puedes perder a una tía sólo por pensar demasiado en lo que te han enseñado. Es algo normal que le puede pasar a cualquier principiante, de hecho pasa con frecuencia y a mí me ha pasado. Y no sólo a mí, he tenido conversaciones con varias personas que han estado metidas en el mundo de la seducción y me han dicho que incluso antes de empezar a usar técnicas preparadas tenían más resultados. Al principio nos llamaba mucho la atención a todos, y como es lógico mucha gente las dejaba. O incluso decidían practicar su propio método, que habían usado durante años y que les había ido muy bien.

Leyendo libros de Mystery y escuchando a otros autores, como los de RSD, he descubierto que a ellos también les pasaba, y dicen que es algo normal. Sobretodo pasa esto con el método Mystery. Tiene el gran problema de que es difícil de entender al principio, tiene muchos pasos a tener en cuenta y muchos detalles. Lo que genera el problema de que al sargear estás pensando en un montón de cosas que has aprendido en tu casa leyendo, tienes a una tía delante, y es difícil compaginar las dos cosas. Con lo cual muchas veces estás hablando con ella y se te escapan los detalles más simples y de más sentido común que cualquier persona que no sepa de seducción podría intuir.

Así que tienes que tener siempre en cuenta que hay que tener los pies en el suelo. Tú puedes haber estudiado mucho y puedes intentar hacer técnicas complicadas y complejas que las demás personas no hacen. Técnicas que otros tíos no saben y que ni siquiera asoman entender. Pero que eso no te aleje de la realidad. Que no te aleje de lo sencillo que es ligar. Ante todo no pierdas de vista el principio primordial de todo esto: ligar es fácil. Aunque seas un estudiante que no ha ligado nunca y que empieza ahora a interactuar con mujeres, debes tener muy claro que la mujer se puede sentir atraída por ti con muy poca cosa que hagas. Puedo entender que seas un frusco y que aún no te creas que puedes ligar con mujeres de manera muy fácil. Pero para ello hay una solución, puedes mirar otros casos de otros tíos que han ligado y que no tienen las características del hombre 10. Todos hemos conocido al típico tío feo o gordo que se liga tías guapísimas y no sabes cómo lo hace. Es lo que mucha gente llama tener labia. Es una realidad, hay muchos hombres que se llevan las mujeres al huerto por su forma de hablar. Lo que tú digas y la personalidad que proyectas es la base de la seducción, como supongo que ya habrás averiguado leyendo libros sobre el tema y libros de interacción social.

Pues lo que hacen esos hombres es simplificar las cosas. No hacen otra cosa que ver la realidad como una cosa muy fácil y muy sencilla. Ver a las mujeres como simples personas y no como bichos extraños a los que hay que hipnotizar o hechizar con rituales muy complejos. Simplemente ven a las mujeres como una persona más, a la que si le das buena conversación, la haces reír y le caes simpático puedes acabar gustando. Y eso es verdad, es así. La realidad es esa. El problema es que muchas veces los que son fruscos o no ligan mucho se creen que la mujer es algo casi extraterrestre. Lo que hacemos es complicar la realidad, una realidad que por contra es muy sencilla. Esto nos lo dijo un natural que conocimos en nuestros primeros años de aprendizaje. El tío nos decía: el problema es que vosotros os creéis que ligar es algo muy complicado, que sólo pasa de cuando en cuando y que sólo pasa a los muy escogidos, los cuales hacen cosas extraordinarias que muy poca gente puede hacer. Eso es algo que me abrió los ojos y me hizo darme cuenta de que yo mismo con mi mente estaba poniendo barreras a mi éxito.

Si piensas que para ligar tienes que hacer 80.000 piruetas y tienes que ser casi un mago, cuando veas indicativos de interés muy evidentes se te van a pasar por alto porque tu mente está ocupada pensando otras cosas y no está atenta a la realidad. Aunque tus ojos vean que la tía se está riendo mucho y que te mira con ojos de pasión, tu cerebro no procesa lo que está viendo porque está ocupado pensando en hacer una técnica muy complicada de magia con la que va a quedarse sorprendida.

Así que no te sorprendas si te ha pasado que llevas años aprendiendo seducción y resulta que un amigo tuyo que no estudia seducción y no es muy hábil en el tema se acabe ligando una chica sólo por hablar con ella una tarde. Simplemente ha sucedido lo que te estoy diciendo, el tío ha hecho lo que ha podido, ha sido natural, ha hablado con ella, a ella le ha parecido un tío interesante y atractivo y han decidido seguir quedando ¿Cómo te crees que ha sido el mundo de la interacción de pareja en los últimos diez mil años de evolución del Homo sapiens? Ha sido algo muy simple, si no ¿Por qué te crees que hay ocho mil millones de personas en el planeta? Porque aparearse es algo muy fácil y natural que tiene que suceder casi de forma automática.

Yo siempre me acuerdo de una noticia que salió hace años sobre el ejército de Estados Unidos. En un submarino nuclear de la Marina de Estados Unidos decidieron incluir tripulación mixta, hombres y mujeres. El submarino estuvo navegando por los mares durante varios meses sin parar en ningún puerto ¿Qué es lo que sucedió al final? Que había varias mujeres de la tripulación que estaban embarazadas. El roce hace el cariño, en definitiva. Nunca debes perder de vista eso. No hace falta ser especialmente guapo, especialmente bueno, especialmente atractivo, especialmente inteligente, ni siquiera especialmente rico. Simplemente hay que ser una persona con dos pies, una cabeza, dos brazos y ya está. Cuanto más claro tengas esto menos frustración vas a tener por perder chicas complicándote la vida. Cuanto más fluyas y cuanto más te dejes llevar por el momento mas éxito tendrás.

Vicios de AFC, adorar famosas

Con este artículo quiero iniciar una serie de artículos que hablarán de lo que yo llamo “los vicios de AFC1“. Se trata de las pautas de conducta y de pensamiento que muchos hombres con poco éxito con las mujeres cometen. En general son formas de pensar y de actuar que perjudican nuestra relación con las mujeres. AFC es la sigla que hace referencia a lo que en España se ha dado en llamar “frusco”, TTF o “pagafantas”, y que la escuela RSD en Estados Unidos llama “chode”. Se quiere aludir a los hombres que no saben atraer mujeres y se sienten frustrados por ello. Además de eso es importante que sepas que la mayoría de estos hombres tienen una manera de actuar, vestir y pensar muy determinada. Por eso es fácil identificarlos.

Pues con esta serie de artículos quiero centrarme sobre todo en la forma de pensar y enfocar el tema de las mujeres y el sexo. La primera de ellas es la que menciono en el título de este artículo. Todos hemos oído al típico hombre hablar de lo mucho que le gusta una famosa y de lo que le gustaría poder estar con ella o tenerla como novia. Incluso hay que admitir que casi todos lo hemos hecho en alguna etapa de nuestra vida. Es algo natural que hasta las mujeres hacen hablando de los famosos que les gustaría conocer. El problema de esto llega una vez estamos aprendiendo seducción y queremos cambiar nuestra forma de ser. Si queremos dejar de ser chodes para pasar a ser seductores, tenemos que cambiar nuestra forma de pensar. Tenemos que dejar de pensar como un hombre con poca abundancia de mujeres y pasar a pensar como un ligón, un hombre que está acostumbrado a la compañía femenina y a atraer chicas.

Sin duda alguna esto es fundamental, somos lo que pensamos. Esto es como el cuento del águila que se cree una gallina. Si eres un águila pero te han criado en un gallinero, lo que sucede es que no aprenderás a volar. Te comportarás como las gallinas con las que has sido criado. En el momento en que te pongan en la tesitura de volar no lo harás, porque piensas como una gallina y no como lo que eres. Lo mismo pasa con el aprendizaje del arte de seducir. Si seguimos pensando como afc’s seguiremos siendo afc’s en las situaciones en que haya que lidiar con mujeres. Esto confirma lo que se dice siempre en el mundo de la seducción. Para triunfar con las mujeres hay que creérselo. Si no te crees con capacidad de atraer, es muy difícil que la otra persona se lo crea. No te olvides que esto se trata de convencer a otra persona de que vales la pena como hombre, que tienes las cualidades que toda mujer busca en un hombre, como la seguridad en uno mismo, la sociabilidad, la madurez, etc. Para que ella te vea como algo atractivo debes creerte alguien atractivo.

En este sentido, el vicio afc más común es el de adorar famosas. Hablar de una famosa como si ella fuera una diosa de la belleza, casi como si fuera alguien que no existe en la realidad. Hablar insistentemente de lo mucho que te gusta y de lo que te gustaría poder conquistarla. El primer perjuicio ya lo he mencionado. Inconscientemente creas en tu mente la apariencia de que ella es única, y de que no hay mujeres como ella en el mundo real. Lo cual es falso. Y en segundo lugar, estás poniendo un patrón de belleza en un pedestal. Con eso lo que haces es alejar de ti mismo a las mujeres de ese tipo de belleza. Aquí es cuando algunos afc’s llaman a estas chicas diosas. Si te fijas la carga emocional es grande. No hay diosas, hay chicas, iguales que tú, que cagan y necesitan trabajar para comer igual que tú. Si recreas en tu mente lo muy atractiva que es una chica lo que haces es alejarla de ti. Y en el momento en el que te encuentres con una es muy probable que la tengas tan idealizada que no te animes ni siquiera a entrale por la calle. Así que ¿de qué sirve adorar a una famosa si cuando te encuentras a una chica de su nivel por la calle no te animas a pararla? Es evidente que si te encontraras a esa misma famosa no lo harías tampoco. Así que ¿para qué gastar energía pensando en ella? Como dice Ross Jeffries cuando tienes ese tipo de pensamiento en tu mente lo que haces es perpetuar tus estructuras mentales de chode.

Ser seductor es un estado de ánimo, es una energía que se lleva dentro y se proyecta al exterior. Lo que atrae es eso, no el físico ni las palabras concretas que digas. Lo importante es cómo lo digas, y para decirlo de una manera atractiva tienes que tener la energía del seductor. Eso requiere un cambio interno, y para eso tienes que cambiar tus pensamientos y tus hábitos de conducta. Los pensamientos que tengas a diario conformarán tu forma de relacionarte con el mundo. Eres lo que piensas, volvemos a la historia del águila que se cree una gallina.

1AFC es una sigla en inglés que significa Average frustrated chump. Lo podemos traducir como el típico pardillo frustrado. Hace referencia a todos esos hombres que no tienen la suerte de tener muchas mujeres en su vida y se sienten frustrados por la soledad y falta de sexo.