Ligar en Internet


Ligar en Internet está minusvalorado

Hoy en día, ligar en Internet ya no supone un tabú como lo suponía años atrás, con la llegada de Internet a la mayoría de los hogares allá por finales de los años noventa. En aquella época, el fenómeno de Internet era nuevo para el noventa por ciento de la población, y se lo veía como algo distante. De esta forma se asociaron las páginas para ligar en Internet con el fenómeno de los contactos y teléfonos para ligar, algo reservado para gente “rara” que no tenía amigos, y que tenía que recurrir a esos métodos para poder conocer a alguien especial y tener pareja.

Con el tiempo Internet ha evolucionado, es un fenómeno de masas, y con ello las páginas de contactos por Internet han pasado a verse como algo normal, asimilado a las redes sociales. O más bien consideradas redes sociales directamente. Hasta tal punto que la distinción entre red social y página para encontrar pareja es a veces tenue. Como es el caso de la página badoo.com, en el que la interfaz es parecida a la de algunas redes sociales. Incluso ahora entre la juventud se puede considerar “raro” el hecho de no tener perfil en una de estas redes sociales como Tuenti.

Ligar en Internet es un recurso más, que mucha gente utiliza, ahora se ve como algo de lo más natural, tanto que podemos encontrar personas de todas las edades en las páginas de este tipo. En la comunidad de seducción es muy normal encontrar foros dedicados especialmente a ligar en Internet, como por ejemplo el de venusianarts.com. Sin embargo, la mayoría de la gente utiliza este recurso durante poco tiempo y después se desaniman y lo abandonan. Otros ni siquiera lo intentan. En mi experiencia he conocido pocos PUAs que se dediquen de manera sistemática a ligar en Internet. El porque es muy simple. Requiere paciencia y esfuerzo. Ligar en Internet no es como ligar en persona, ni mucho menos. Y más en páginas con perfiles de usuario, como son la mayoría. Páginas tipo Badoo, POF o Match.com tienen fotos de los usuarios. Además de eso, la competencia entre los hombres es atroz. El resultado es un cóctel en el que se mezcla la preferencia por los perfiles más atractivos físicamente, con la dificultad de ser advertido por las chicas entre tanta apertura.

En efecto, las chicas no tienen que hacer nada en páginas de este tipo. Si en la discoteca o el bar no les hace falta abordar a los hombres, sino esperar a ser abordadas, imagina cuantos anordajes puede tener a lo largo de una hora donde los hombres no tienen miedo a ser rechazados. Todo el mundo las abre, y aunque no valoraran el físico, que sí lo hacen, muchas veces no se dan cuenta de que las has abierto porque tienen miles de mensajes. La dificultad reside aquí. Por si no fuera poco, al ligar en Internet hay que ser más original que en persona. En persona puedes abrir con una frase original como “hola ¿qué tal?” la chica te hará caso, aunque sea por educación, en pocas ocasiones simplemente se va y te deja con la palabra en la boca. Pero al ligar en Internet ten por seguro de que si abres con “hola ¿Qué tal?” tienes el noventa por ciento de posibilidades de que no te conteste. Las chias valoran mucho la originalidad, y más en Internet.

Consecuencia, al no valorar ligar en Internet, dejan pasar una oportunidad

Como consecuencia de lo anterior, la mayoría de los PUAs pasan de ligar en Internet, perdiendo varias oportunidades con ello. No digo que ligar en Internet sea mejor ni más divertido que en persona, pero sí digo que al ligar en Internet tienes unas ventajas para aprender que no tienes en el campo. Personalmente me parece más divertido ligar en la calle o en la discoteca, pero me he dado cuenta de que Internet ofrece las siguientes oportunidades.

  • Primero de todo te permite ahorrar dinero. Hay páginas gratuitas como el chat de Terra o POF, en las que puedes encontrar chicas con las que entablar conversación y desarrollar tu “palique” con las mujeres. Para luego trasladarlo al campo. Es algo que nadie ha dicho hasta ahora en la Comunidad, ni en Estados Unidos ni es España. Pero tengo comprobado que va muy bien aprender a hablar con mujeres por Internet, aunque no tengas intención de ligar con ellas, o ni siquiera veas su foto. También te ahorras dinero en cubatas y bebidas.

  • En segundo lugar puedes practicar las veinticuatro horas del día. En Badoo, puedes encontrar chicas guapas y jóvenes a cualquier hora del día, incluido las seis de la mañana.

  • Puedes practicar diferentes fases del juego. Especialmente las fases más complicadas de llegar en el campo, como son las fases de comfort y conexión emocional. Para entrar en estas fases tienes que superar las fases de apertura y muestra de valor, cosa que es más fácil online. No nos engañemos, es evidente que se abre mucho más en Internet que en el campo. En el campo, sobre todo a los principiantes, es fácil dejarse llevar por los miedos, con lo que acabas hablando con pocas chicas durante la noche. Al ligar en Internet, puedes hablar con decenas de ellas durante una hora tan solo. De este modo te aseguras llegar a la fase de comfort y conexión emocional, cosa que en la noche no tienes garantizado para nada.

  • Puedes practicar algo muy importante. Que es crear juego de la nada, es decir, no utilizar rutinas y aprender a seducir con conversaciones improvisadas, usando un modo natural de sargear. Y esto se puede trasladar al campo, una vez has conseguido dominar esta técnica en Internet.

  • Por lo comentado anteriormente, las horas de práctica que acumulas a lo largo de la semana son muchísimo mayores que las que acumularías con el juego en la “vida real”. Si tienes tiempo para sargear online, cunde mucho más una tarde de domingo ligar en Internet que en el campo.

Problema, como motivarse

El problema es que la mayoría de la gente quiere resultados inmediatos. Tanto al ligar en Internet como al hacerlo en los bares y discotecas. Pero en Internet se añade un problema más, que agrava el anterior. Y es que al principio, parece mucho más difícil que el sargeo en el campo. En el sargeo en la calle al menos interactúas con la chica, le ves la cara, aunque sea por unos instantes cruzas unas palabras con ella. En el sargeo por Internet, te puedes tirar horas delante de una pantalla de ordenador que no te responde nada. Se produce el mismo fenómeno que al aprender a tocar la guitarra, al principio es tan difícil colocar bien los dedos que parece imposible que a la larga acabes aprendiendo a hacer sonar bien el instrumento. Lo mismo sucede al ligar en Internet, parce imposible que cualquiera te responda. Además es muy difícil ser original, nos pasa a la gran mayoría.

El problema de la originalidad se puede superar buscando recursos en la web. En foros como el que he dicho antes o en Foro de Levante. Hay muchas páginas donde la gente comparte sus openers y discute como pasar de una fase a otra en las interacciones.

Lo más difícil es motivarse y pasar más de dos meses delante del ordenador para ligar en Internet. Esto depende de ti, debes pensar en lo bueno que te aportará este tipo de sargeo y lo mucho que te servirá después en el campo. Sobre todo si no te gusta estudiar rutinas y eres fan del juego natural. Otra forma de motivación es que puedes conseguir más chicas en menos tiempo. Ten en cuenta que cuando lo domines, podrás seducir a un montón de chicas en una tarde. El sargeo por internet demuestra más que cualquier otra forma de sargeo que al final la mayoría de las chicas responden a lo mismo. A los mismos tipos de conversación y a las mismas frases. Al final acabas diciéndole los mismo a todas. Con lo cual desarrollarás una forma de ligue en cadena. Literalmente follarás cada semana con tres o cuatro diferentes.

Deja un comentario